APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Economía

19 de Mayo de 2022 - Nota vista 169 veces

El consumo tuvo una caída de 8,7 % en abril

De acuerdo a un informe realizado por la consultora Focus Market en base a datos de lectores de código de barras (Scanntech) en 670 puntos de venta de todo el país. Según el relevamiento, el acumulado de 2022, entre enero y abril, dejó un resultado negativo de 3,1 % respecto al mismo período del año anterior y un crecimiento del 53,6 % en facturación

“En el acumulado de 2022, el consumo aún persiste con tasas positivas en los autoservicios chicos. En el caso de las grandes superficies muestran un pequeño crecimiento del 0,8%. Sin embargo, en abril en forma desestacionalizada todas las tiendas pierden consumo.

El ticket promedio de compra crece por la nominalidad de la inflación pero cae en volúmenes lo que pueden comprar las familias con ese valores en su ticket de compra”, indicó Damián Di Pace, director de la consultora Focus Market.

En el acumulado del año, el área metropolitana persiste con caída en consumo, en tanto el Interior, muestra tasas positivas, aunque en marzo y abril ya evidencia retracción en consumo. “Los datos de consumo en el AMBA caen más que en el interior del país”, agregó Di Pace.

Mientras tanto, en promedio una familia tipo requiere unos $42.500 para acceder a una canasta básica alimentaria a nivel país considerando el programa Precios Cuidados. Por fuera del programa, esa canasta requiere $45.000. En la Ciudad de Buenos Aires y el primer cordón del conurbano bonaerense se requieren entre $7.000 y $8.000 adicionales. “Los ingresos de las personas corren por detrás de los precios que reciben en góndola”, expresó el informe de la consultora Focus Market.

Alimentos y cuidado personal son las categorías de mayor caída en consumo

En cuanto a rubros, todos retrocedieron: alimentos y cuidado personal son las categorías de mayor caída, mientras bebidas y limpieza presentan variaciones negativas menores en el acumulado de 2022 en comparación en el año anterior. El retroceso de bebidas fue apalancado por las alcohólicas, que cayeron 3,5 % mientras las bebidas son alcohol ganaron 0,2 %.

“Las paritarias, en el esfuerzo de intentar compensar la pérdida de poder adquisitivo del salario, incorporan a 9 millones de argentinos. Sin embargo, el resto vive con el ingreso no constante de su trabajo, emprendimiento o pequeño comercio. La suba del mínimo no imponible de Impuesto a las Ganancias en el sector trabajador actualizada a $265.000 se contrasta con los $64.000 a partir de los cuales debe pagar un emprendedor autónomo con un ingreso de cuasi indigencia”, concluyó Di Pace.


Otros informes

Sin embargo, otros informes privados señalaron que a pesar de las altas cifras de inflación mensual, los datos de consumo masivo continúan con números positivos. Según el último informe de la consultora Scentia, durante el mes de abril pasado, las ventas de productos de consumo masivo en supermercados y comercios de cercanía tuvieron un crecimiento de 4,7 % en comparación con el mismo mes del año anterior. El acumulado del primer cuatrimestre del año también es positivo, con un alza de 6,2 %.

 Con todo, las cifras positivas están impulsadas por las ventas en comercios del interior del país, de acuerdo al análisis de la consultora, que se basa en información de los scanners de los puntos de venta de más de 2.800 supermercados y unos 800 autoservicios.

Mientras que en abril el consumo masivo creció 9,3 % en el interior del país, en el AMBA tuvo una caída de 1,2 %. Las diferencias también se dieron en el caso de los autoservicios (comercios de cercanía y supermercados de origen asiático): mientras las ventas en este canal crecieron un 14,7% en el interior, en el caso del AMBA registraron una baja de 4,4%.

El mayor consumo en el interior corresponde a la afluencia de gente a centros turísticos (especialmente por Semana Santa), el impacto de las economías regionales que lograron importantes crecimientos y las ventas en las zonas de frontera.

Contenido Relacionado