APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Política

Alberto Fernández - 17 de Septiembre de 2021 - Nota vista 451 veces

“La gestión de gobierno seguirá desarrollándose del modo que yo estime conveniente”

El Presidente rompió el silencio tras la crisis que significó que varios ministros ligados a Cristina Kirchner presentaran su renuncia. En medio de incertidumbre y versiones cruzadas, el Gobierno analiza cambios en el Gabinete.

En medio de la segunda jornada consecutiva de profunda crisis en el oficialismo, el presidente Alberto Fernández remarcó que el Frente de Todos “debe escuchar el mensaje de las urnas y actuar con toda responsabilidad” para “asegurar que se satisfagan las necesidades del pueblo”, al tiempo que subrayó que la gestión continuará como él “considere conveniente”.

El jefe de Estado se expresó de esta forma por primera vez tras iniciarse la escalada de tensión por la catarata de renuncias que el kirchnerismo puso a su disposición para forzar cambios en el Gabinete.

“Nosotros tenemos que dar respuestas honrando el compromiso asumido en diciembre de 2019, de cara a la sociedad. No es este el tiempo de plantear disputas que nos desvíen de ese camino. Nuestro mayor desafío es continuar el proceso de reactivación ya iniciado, promover el empleo y garantizar la educación y la salud de nuestro pueblo. En cada acción que llevemos adelante, en cada decisión, ese debe ser nuestro norte”, sostuvo el mandatario.

El jefe de Estado agradeció “el apoyo de gobernadores, de intendentes, de dirigentes del movimiento obrero y de la ciudadanía en estas horas”. Y agregó: “Valoro el gesto de las organizaciones sociales y de todos los que me manifestaron su afecto impulsando una movilización en mi apoyo”.

“Aun así, prefiero que toda esa fuerza que implica una movilización de esa magnitud se canalice para construir la épica militante que ayude a argentinos a desentrañar el dilema que se nos plantea en noviembre”, planteó Alberto Fernández, al explicar por qué pidió que no se realice la marcha a la que habían convocado el Movimiento Evita y otros espacios. 

De cara a las generales del 14 de noviembre, cuando el Frente de Todos tendrá que revertir los resultados de las PASO, el Presidente insistió: “Hay dos modelos de país en pugna que se debaten en estas elecciones: el que descree del trabajo y la producción y sólo promueve la especulación financiera y el que cree que con una producción pujante recuperaremos la dignidad del trabajo para todos”.

“He oído a mi pueblo. La altisonancia y la prepotencia no anidan en mí. La gestión de gobierno seguirá desarrollándose del modo que yo estime conveniente. Para eso fui elegido. Lo haré llamando siempre al encuentro entre los argentinos. Mientras lo haga seguiré garantizando la unidad del Frente de Todos a partir del respeto que nos debemos. Es tiempo de que nuestra única obsesión sea promover la prosperidad de los hombres y mujeres de nuestra Patria”, concluyó.

Contenido Relacionado