APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Economía

12 de Octubre de 2020 - Nota vista 420 veces

Nuevo plan Ahora 12: Las claves y qué tener en cuenta al comprar en cuotas

Mediante la incorporación de rubros y los tres meses de gracia para empezar a pagar la primera cuota, el objetivo del Gobierno fue incentivar a los consumidores a comprar en cuotas. Qué pautas se deben tomar en cuenta.

El programa de financiación Ahora 12 implementó algunos cambios desde principios de octubre. Mediante la incorporación de rubros y los tres meses de gracia para empezar a pagar la primera cuota, el objetivo del Gobierno fue incentivar a los consumidores a comprar en cuotas, en un contexto de ventas muy deprimidas por la pandemia e ingresos fuertemente afectados por el aislamiento y el cierre de la economía.

Según fuentes de la Secretaría de Comercio Interior, todavía no hay datos sobre cómo evolucionaron las ventas en los primeros diez días de vigencia del nuevo plan, pero la información de septiembre marca niveles similares a los de la pre pandemia. Ese mes, el programa registró ventas por $50.000 millones, cifra que se ubicó algo por debajo de la de julio (que por el efecto del Hot Sale fue de $54.000 millones) pero que muestra una recuperación respecto de los peores meses de la cuarentena.

“Estamos viendo una recuperación. En agosto tuvimos el Día del Niño y este mes está el Día de la Madre, pero en septiembre hubo 4,5 millones de operaciones por un nivel de facturación similar a los que teníamos antes de marzo”, dijeron a Infobae las fuentes consultadas.

¿Qué debe saber el consumidor a la hora de proponerse comprar en cuotas en un comercio adherido?

Segmentación. El consumidor no encontrará la posibilidad de poder comprar en 12 o 18 pagos en todos los comercios adheridos de los 31 rubros. Cada uno tiene habilitado un tipo de financiación. A modo de ejemplo, en el caso de los servicios de cuidado personal, como peluquerías y centros de estética, sólo tienen permitido ofrecer 3 y 6 cuotas. A su vez, en los casos de venta de bienes, por ejemplo en pequeños electrodomésticos, los comercios adheridos pueden elegir entre todas las opciones (3, 6, 12 y 18). ¿Deben entonces dar todas las alternativas para todos los productos? No. En función del precio, el margen y la salida que tenga cada producto, el comercio puede ofrecer una opción.

Opción de los comercios, no están obligados a ofrecer las cuotas sin interés. Pueden hacerlo -y de hecho la mayoría lo hace- absorbiendo el costo financiero para aumentar las ventas, pero el programa tiene una tasa nominal anual del 20%. Eso se traduce en que el sobrecargo que los consumidores pueden pagar sobre el precio de contado es del 15,9%, si se realiza una compra en 18 cuotas. A su vez, los porcentajes ascienden al 11,8% para las 12 cuotas; 5,1% para 6; y 2,56% para los 3 pagos.

Los tres meses de gracia que rigen en esta etapa del programa son automáticos para los casos de compras en 12 y 18 cuotas. No rige para los planes de 3 y 6. Ello implica que un comercio adherido a esa financiación más larga no debe hacer nada para contar con ese beneficio; con sólo ofrecer esos planes de pago, directamente el consumidor pagará la primera cuota al cuarto mes de realizada la operación.

De todos modos, las emisoras de las tarjetas de crédito restarán inmediatamente la compra del cupo de financiación que tenga cada cliente, aclararon en Comercio Interior.

¿Qué sucede con las operaciones por internet a través de Mercado Libre? En este caso, la empresa le ofrece la posibilidad de acceder al programa a los vendedores de los rubros autorizados, pero luego cada uno elige si ofrece o no los 12 pagos sin interés o si le recarga la tasa correspondiente en función de la cantidad de cuotas.

Los consumidores pueden reclamar mediante la página web del gobierno ante cualquier intento del comercio de querer cobrar más tasa de la permitida o, si detectan publicidad engañosa en un local. Fuentes de Comercio alertaron sobre casos en los que se promociona un producto mediante la web el programa y luego cuando el consumidor quiere concretar la compra en el lugar, resulta que no puede acceder a las cuotas. También hay quejas de comerciantes respecto de que la competencia vende productos importados bajo el paraguas de Ahora 12 o rubros que no están autorizados.

Si los comercios incumplen en algunas de las cuestiones mencionadas, el Gobierno dispuso, en el marco del relanzamiento del programa, de un nuevo régimen sancionatorio.

La idea oficial no es dejar afuera a determinados puntos de venta, menos aún en el actual contexto, si detecta algún incumplimiento, luego de todos los procesos administrativos (denuncia, descargo, etc.) primero recurrirá al apercibimiento antes de la suspensión o exclusión.

Los comercios adheridos al programa suman más de 400.000 de 31 rubros: alimentos, bebidas, higiene personal y limpieza (3 y 6 cuotas); medicamentos (3 y 6 cuotas); perfumería (12 y 18 cuotas); anteojos y lentes de contacto (3, 6 y 12 cuotas); indumentaria (3, 6, 12 y 18 cuotas); calzado y marroquinería (3, 6, 12 y 18 cuotas); línea blanca (12 y 18 cuotas); televisores (12 y 18 cuotas); pequeños electrodomésticos (3, 6, 12 y 18 cuotas); computadoras, notebooks y tabletas (12 y 18 cuotas) y muebles (3, 6, 12 y 18 cuotas).

También incluye colchones (12 y 18 cuotas); artefactos de iluminación (3 y 6 cuotas); materiales y herramientas para la construcción (12 y 18 cuotas); juguetes (3, 6, 12 y 18 cuotas); libros (3, 6, 12 y 18 cuotas); artículos de librería (3 y 6 cuotas); instrumentos musicales (12 y 18 cuotas); servicios de preparación para el deporte (3, 6, 12 y 18 cuotas); bicicletas (12 y 18 cuotas); motos cuyo precio final no supere los $180.000 (12 y 18 cuotas); neumáticos, accesorios y repuestos (12 y 18 cuotas); turismo (6, 12 y 18 cuotas); equipamiento médico (12 y 18 cuotas); máquinas y herramientas (12 y 18 cuotas).

En cuanto a los servicios (educativos, de cuidado personal, reparaciones, instalación de alarmas y organización de eventos y exposiciones), la financiación es entre 3 y 6 cuotas. En el caso de balnearios, otro de los rubros incorporados recientemente, también se suman los 12 pagos.

Los celulares quedaron excluidos del programa. Desde la Secretaría de Comercio Interior explicaron que la suspensión de este rubro se produjo por una “reasignación de recursos para las áreas de servicios”.

Fueron incluidos rubros afectados por la pandemia y los recursos son finitos, dijeron a Infobae las fuentes.

Del total de ventas a través del programa, 60% se pacta en 12 pagos, el 15% en 18 y el resto se reparte entre 3 y 6, informó el Gobierno. A su vez, el peso de Ahora 12 en toda la financiación subió del 22% en 2019 al 31% en mayo de este año (último dato disponible).

El programa regirá hasta el 31 de diciembre. Si bien el Gobierno tiene la decisión tomada de continuar, oportunamente se analizará con los diversos actores intervinientes la conveniencia de mantener las actuales condiciones -con el período de gracia- o no.

“Vamos a evaluar y ver cómo funciona. Estamos abiertos a escuchar a todos los sectores”, dijeron en Comercio Interior, respecto de la posibilidad de sumar más actividades.

En el Gobierno entienden que hay que manejarse con cautela, ya que al ser un programa de adhesión voluntaria, “tirar demasiado de la cuerda” puede hacer peligrar su continuidad.

Especialmente con los bancos, que históricamente se han resistido al programa, especialmente a las 18 cuotas.

Contenido Relacionado