APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Política

Cuarentena administrada - 15 de Abril de 2020 - Nota vista 406 veces

Pedirán autorizar el comercio electrónico y reparto de indumentaria y calzado

La extensión del aislamiento social y obligatorio decretada por el Presidente hasta el 26 de abril, trajo algunas excepciones en distintos ámbitos que fueron consensuadas entre gobiernos provinciales y municipales; y serán evaluadas por el gobierno nacional.

El intendente de la ciudad de Paraná, Adán Bahl, presentó una serie de excepciones para la ciudad que esperan la confirmación del Ejecutivo Nacional.

 Adán Bahl sostuvo que “son tiempos que ameritan mucha seriedad y compromiso. Bajo esos preceptos es que estamos evaluando las propuestas que nos llegan. No podemos poner en riesgo lo que hasta ahora hemos construido juntos y nuestra prioridad hoy, sigue siendo proteger la salud del paranaense”.

“Junto al Gobernador Bordet y a otros intendentes de la provincia, hemos emprendido la tarea encomendada por el presidente de identificar nuevas actividades que ameriten ser exceptuadas de cumplir con la cuarentena, ya sea por su valor para la comunidad o bien por el impacto que tiene en la economía local.

Para eso nos hemos reunido con diversos sectores de la economía regional y hemos escuchado sus necesidades y propuestas”.

 “Sabemos cómo la pandemia y las medidas de aislamiento social han impactado negativamente sobre la actividad de varios sectores y del esfuerzo que supone para muchas empresas continuar manteniéndose en pie y seguir honrando salarios y gastos fijos, sin recibir ningún tipo de ingreso”, expresó Bahl.

 En relación a estos encuentros, una de las propuestas llegó de la mano del Sindicato de Empleados de Comercio de la Ciudad y de un grupo de comerciantes minoristas, particularmente dedicados al rubro de la venta de calzado o de indumentaria, que solicitaron la autorización para continuar comercializando sus productos, pero por medio de plataformas electrónicas, por redes sociales o a través de whatsapp.

 La excepción planteada, vendría determinada por la necesidad de contar con al menos una persona en cada local, que trabajaría a puertas cerradas, en depósito, preparando cada pedido y luego, despachándolo hasta el domicilio de cada cliente.

Esta propuesta se ha hecho con la consideración de garantizar que cada una de estas personas concurra a las instalaciones de la empresa por sus propios medios, sin utilizar el transporte público.

 El horario de presencia en el local sería restringido en relación al tradicional horario de comercio. Solo se trabajaría de 9 a 13 horas, en depósito. Y a partir de las 12 y hasta las 17, se efectuarían los repartos.

 “Aún no hay vacuna ni otro elemento que nos permita enfrentarnos a la pandemia más que el aislamiento social”, aclaró el intendente.

“Eso es lo que ha protegido a gran parte de la comunidad.

Y su continuidad depende de nuestra solidaridad y sobre todo, de nuestra responsabilidad”.

  Y destacó: “Desde el comienzo, el vecino de Paraná ha acatado todas las recomendaciones que las autoridades sanitarias ha aconsejado y eso es lo que nos ha mantenido seguros hasta el día de hoy.

Esta actitud de responsabilidad, conciencia y disciplina es algo por lo que estamos muy agradecidos. Le pedimos que continúen así y que no aflojen, porque no ha sido en vano”. AIM

Contenido Relacionado