APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Política

20 de Marzo de 2020 - Nota vista 436 veces

Las medidas dispuestas para la cuarentena obligatoria

Tras reunirse con los gobernadores de las provincias, en el marco de la emergencia sanitaria por la pandemia de coronavirus Covid-19, el presidente Alberto Fernández anunció una cuarentena obligatoria a nivel nacional . Estas son las medidas dispuestas por el Gobierno:

# Aislamiento social preventivo y obligatorio para todos los ciudadanos argentinos desde las 00 hs del viernes hasta el 31 de marzo.

# Se adelanta el feriado del 2 de Abril para el 31 de marzo y el 30 de marzo será feriado puente. Los negocios “de cercanía” permanecerán abiertos 

# Solo pueden salir de sus casas para ir a farmacias y a comprar alimentos en la zona donde viven.


Constituye delito contra la salud pública violar estas restricciones. La persona puede ser detenida y si está en un vehículo, éste puede ser secuestrado.

# La calle será controlada por las Fuerzas Armadas, la Policía Federal y las policías locales.

La medida dispuesta es generalizada y de cumplimiento obligatorio, pero al mismo tiempo tiene excepciones para facilitar la operación de las fábricas, la logística y la comercialización de alimentos y otros productos básicos. También quedarán exceptuados los periodistas, según detalló Alberto Fernández.

“Guardándonos en casa vamos a evitar que el virus se propague, o que se propague más lentamente, de tal modo que el sistema sanitario argentino le pueda hacer frente”, dijo el Presidente en conferencia de prensa.

El Presidente no quiere repetir las experiencias de Italia y España, países que acudieron a medidas duras cuando la cantidad de afectados comenzó a multiplicarse de manera descontrolada y el sistema de salud quedó desbordado.

Ambos países restringieron la circulación pública solo a actividades de primera necesidad y cerraron todos los comercios, excepto los vinculados a la venta de alimentos y medicamentos.

“Estamos cuidando la salud de los argentinos. Dictamos esta medida pensando en que los efectos económicos sean lo menor posibles. Hasta las 0 del 31 de marzo. Adelantamos el feriado del 2 de abril para el 30 de marzo. Y declaramos el feriado puente para que todos nos quedemos en nuestras casas para evitar trasladar el virus de persona a persona”, agregó.

“Hay situaciones permitidas, todos deben permanecer en sus casas y podrán salir para hacer lo necesario y seguir viviendo su vida habitual. Seguirán teniendo los negocios de cercanía abiertos, podrán ir a almacenes, supermercados, a las ferreterías, a las farmacias”.

Serán acusadas de delito contra la salud pública aquellas personas que sean interceptadas fuera de sus casas sin causal. Se procederá a la detención y secuestro de vehículo si se mueve por esa vía. Como dijo Fernández: “Entiéndase que desde las 0, la Prefectura y Gendarmería, la policía federal y las provinciales, estarán controlando quién circula por la calle. Aquel que no pueda explicar qué hace en la calle se verá sometido a las sanciones que el Código Penal prevé para quien viola las normas”.

“Vamos a ser inflexibles y severos. Es una medida excepcional que tomamos en el marco de lo que la democracia permite. Espero que haya mejores momentos en los cuatro años que me quedan como presidente”, agregó.

La norma también tiene excepciones, indicó el mandatario. “Hay una serie de actividades que están liberadas sobre este sistema de resguardo en nuestras casas: los que trabajamos en gobiernos nacionales, provinciales y municipales en los niveles de conducción política, los que trabajan en la sanidad, fuerzas de seguridad y armadas. Y hay una serie de actividades excluidas: los que trabajan en producción de alimentos, de fármacos, y algunas otras actividades como el petroleo, refinerías de naftas y gasoil. Los que trabajan en los medios, los periodistas también quedan exceptuados “, dijo.

“He pedido a todos los gobernadores la máxima severidad. Vamos a ser severos porque la democracia nos lo exige”, dijo Fernández, acompañado en el escenario por cuatro mandatarios: Axel Kicillof, Gerardo Morales, Omar Perotti y Horacio Rodríguez Larreta.

“Hemos definido formar un gabinete federal para resolver un problema que ha surgido que es un problema económico. La economía se va a ralentizar, vamos a tener menor recaudación y más problemas fiscales”, dijo.

“Trabajamos codo a codo con el jefe de gobierno de la Ciudad y la provincia donde tenemos el 70 por ciento del problema. A los porteños y porteñas les pedimos la máxima colaboración”.


Contenido Relacionado