APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Deportes

Copa Libertadores - 3 de Marzo de 2020 - Nota vista 499 veces

Defensa y Justicia no pudo sostener la ventaja y perdió con el Santos en su debut

Con un gol de Juan Gabriel Rodríguez, el Halcón se había puesto en ventaja, pero Jobson y Kaio Jorge revirtieron la historia para sellar el 2 a 1 a favor del conjunto brasileño. Al equipo de Hernán Crespo le faltó la experiencia internacional para quedarse con la victoria.

Luego de la enorme producción demostrada en el Monumental ante River, Defensa y Justicia se presentó ante su gente para afrontar el debut histórico en la Copa Libertadores. Su rival: el Santos de Brasil, un equipo cargado de figuras amparadas por el motor llamado Carlos Sánchez.

El entretenido espectáculo se dio de ida y vuelta. Ambos equipos hicieron los méritos para abrir el marcador gracias a su vertiginoso juego colectivo. Las proyecciones de Diego Pituca, Pará y Yuri Alberto preocuparon con intensidad a Ezequiel Unsain, quien se lució en más de una ocasión para mantener el invicto.

En cambio, los de Crespo apostaban por el tridente ofensivo compuesto por Pizzini, Botta y Lucero. Además, el titiritero de la ofensiva del Halcón estaba a cargo de Neri Cardozo, quien gracias a su experiencia supo manejar los tiempos de un duelo cargado de tensión.

Antes del gol, el dueño de casa había anunciado la conquista con una acción que dio en el palo, rebotó contra la espalda de Everson y se fue al córner por encima del travesaño. Justamente, de ese tiro de esquina el ex volante de Boca y Racing, entre otros, encontró la cabeza de Juan Gabriel Rodríguez para que Florencio Varela delire antes del descanso: 1 a 0.

En el complemento Defensa y Justicia tuvo la ocasión para extender la diferencia a través de un contragolpe interpretado por Pizzini, pero una floja definición facilitó la tarea del arquero.

En la réplica, un preciso centro del venezolano Yeferson Soteldo para la rápida llegada de Jobson silenció al Norberto Tito Tomaghello, dado que el combinado liderado por el portugués Jesualdo Ferreira llegó al empate en el momento menos pensado.

Con la bronca que le generó la igualdad, Crespo envió a la cancha al Cuqui Márquez y a Enzo Coacci para renovar las esperanzas en la ofensiva. Así, en una de las primeras pelotas que tocó el joven bahiense estuvo a punto de concretar la victoria, pero su disparo se fue ancho. El Halcón estuvo a la altura, pero le faltó experiencia para quedarse con los tres puntos. Ni siquiera se pudo conformar con el angustioso empate, ya que en otro contragolpe improvisado por Kaio Jorge el Santos volvió a golpear. El conjunto brasileño demostró su jerarquía para quedarse con un triunfo clave en el torneo más codiciado del continente. Al Halcón lo bajaron de un hondazo.

Contenido Relacionado