Policiales

Su pareja, principal sospechosa - 7 de Junio de 2019 - Nota vista 1012 veces

Encuentran cadáver de un hombre tapado con cal

En la zona de Estancia Grande, fue descubierto el cuerpo de un hombre que llevaba desaparecido hacía varias semanas.

 De acuerdo a la información policial, se pudo dar con este hecho macabro debido a que se hizo una denuncia para dar con el paradero de esta persona lo que motivó la intervención de la fiscal Dra. Rivoira, quien se hizo presente junto a Personal Policial acompañados por la Delegada Judicial y se procedió a dar cumplimiento a una orden de allanamiento, requisa personal y vehicular en una vivienda de Yuquerí Chico-Estancia Grande, lugar que fuera ocupada o frecuentada por una mujer de 38 años y último domicilio de un hombre llamado Carlos, de 43 años, por el que pesaba un pedido de localización por parte de su padre, quien hizo la correspondiente denuncia en la Fiscalía de esta ciudad en el mes de mayo.

 Los motivos fueron porque su hijo Carlos ya no frecuentaba los lugares que solía hacerlo ni tampoco se comunicaba con sus hijas desde hacía varias semanas lo que despertó la preocupación de su progenitor que decidió ir a la Fiscalía.

 De acuerdo al mismo informe policial Carlos tenía una relación desde hacía quince años con una mujer de 38 años con quien tenían dos hijas una de 15 y la otra de 13 años quien al momento de requerirle información no mostraba gran preocupación por la desaparición de su pareja solo una actitud pasiva y poco preocupante.

Una vez iniciado el procedimiento donde se requisaron los lugares de la vivienda con el Personal Policial de Colonia Yeruá y Personal de Criminalística, llegó la sorpresa cuando desde una dependencia que estaba cerrada al momento del procedimiento, la misma, sin muebles, se pudo visualizar una lona plástica grande de color negra y restos óseos sin restos visibles de piel y cabellos, empapados estos restos con una sustancia blanca que sería cal -explica el informe- y constatando que en el cráneo presentaba un agujero del lado parietal derecho. 


Los restos estaban en posición boca arriba, ambos brazos a un costado, con restos de tela como vestimenta.

Asimismo junto al cuerpo, se visualizó un hierro de un metro de largo, con una pequeña extensión tipo L, (similar para correr las brasas de la parrilla), el cual fue formalmente secuestrado; asimismo se secuestraron 3 teléfonos celulares y documentación de interés, el cuerpo fue trasladado en la Morguera para la autopsia. La pareja de Carlos fue notificada de sus derechos quedando detenida y alojada en la Comisaría del Menor, mientras que las dos menores de 13 y 15 años quedaron a disposición del COPNAF.

Contenido Relacionado