Política

13 de Mayo de 2019 - Nota vista 360 veces

Se judicializa la decisión del Gobierno nacional de no convocar a elecciones para parlamentarios del Mercosur

El parlamentario del Mercosur por Entre Ríos, Cristian Bello, indico que ayer lunes se hizo una presentación ante la Corte Suprema de Justicia por parte del PJ y de Frente Renovador, denunciando la “ilegalidad” del decreto del presidente Mauricio Macri que resolvió “contrario a la ley” dejar afuera de las elecciones generales a esta categoría de representación. Bello además rechazó que el “gasto” del Parlasur sea el móvil de la decisión oficial y cuestionó el “ninguneo” al organismo por parte del Gobierno nacional.

La Secretaría Nacional del PJ y, por otro lado, el Frente Renovador, hicieron una “presentación judicial” ante la Corte Suprema de Justicia para “solicitar que se declare la ilegalidad del decreto presidencial” que convocó a elecciones nacionales, dejando afuera la categoría de los parlamentarios del Mercosur, adelantó Cristian Bello. 

La acción busca además “que se ratifique la elección directa” de estos representantes, acotó el Legislador parlamentario del FpV por Entre Ríos y dio cuenta que así lo establece la ley nacional Nº 27120 que ahora se pretende modificar por decreto.

En efecto, el texto legal publicado en el boletín oficial convoca a elecciones primarias para el 11 de agosto y generales para el 27 de octubre para los cargos de presidente, vicepresidente, diputados y senadores, considerando “que en el presente año finalizan los mandatos de cuarenta y tres (43) Parlamentarios del Mercosur” “en virtud de la declaración conjunta relativa al funcionamiento del Parlamento del Mercosur firmada el 16 de abril de 2019 por la República Argentina, Brasil, Paraguay y la ROU, que suspende la aplicación de las disposiciones del protocolo constitutivo del parlamento del Mercosur, en lo relativo a la elección directa de los Parlamentarios: no corresponde convocar al electorado de la Nación para votar en dicha categoría”.

En efecto, esa declaración conocida como “protocolo adicional” significa para nuestro país “un paso atrás” consideró Bello ya que después de Paraguay había sido Argentina la segunda en sumarse a ese proceso eleccionario “progresivo” que ahora se detiene por decisión del Presidente.

 "No es sorpresivo, porque en realidad era bastante previsible y ha sido coherente el gobierno nacional desde el momento en que no se ha considerado nunca para nada al Parlasur, nunca nos tuvo en cuenta, fuimos dejado de lado en todas las cuestiones relacionadas al tema que hacen al bloque, fuimos ninguneados”.

Además, atendiendo a que el argumento oficial es que es el Parlasur representa un “gasto innecesario” según Macri, Bello manifestó que “en realidad el gasto no es tal porque si tenemos en cuenta que los que van a participar a futuro del Parlasur si no hay elección serán diputados y senadores nacionales en ejercicio, ellos van a recibir como recurso lo mismo o tal vez más que nosotros, así que económico no es el argumento”.

Cabe resaltar que son “200 dólares” por sesión lo que paga el Gobierno nacional a cada uno de los 43 parlamentarios del Mercosur que tiene el país. Con esos recursos, ellos deben cubrir su viaje a Montevideo que es donde tiene sede el organismo, más alojamiento y comida. No perciben dietas ni fondos para asesores. En lo que va de esta gestión que asumió en 2015, se realizaron “33 sesiones”, se precisó.

“Evidentemente hay cuestiones políticas, de visión estratégica nacional, el Mercosur no le interesa”, hizo notar el “locutor” entrerriano sin dejar de mencionar la hipótesis de los que sostienen que convocar a una elección sería poner en la boleta a una figura que traccione votos para Macri y para el o la postulante a la Gobernación, en el caso de las provincias donde hay elecciones simultáneas.

“En la estructura de la boleta es estratégico el lugar del parlamentario porque su foto iría por ejemplo en Buenos Aires entre la foto de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal”, graficó Bello.


Contenido Relacionado