Política

12 de Marzo de 2019 - Nota vista 376 veces

“La gente está cansada de palabras que nada tienen que ver con las situaciones que ellos viven”

Para Luis Edgardo Jakimchuk, ex Diputado provincial y precandidato a intendente por el Frente Justicialista CREER Lista 444, en las próximas PASOS: “Una Concordia con 35.000 hogares y casi 50.000 personas que están bajo la línea de pobreza y 2.000 hogares y 10.000 personas en la indigencia; con ingresos de casi el 70% de nuestros trabajadores de nuestra economía puntual más bajo de los últimos 10 años.

Con más de la mitad de los trabajadores zafreros sin registrar o les liquidan dos o tres días en la quincena y a esto hay que sumarle los trabajadores desocupados y los de medias jornadas, muestra claramente que falta muchísimo para que el quehacer político ordene el bien común y los asuntos ciudadanos que le plantea su convivencia colectiva.

Frente a este desastre por el impacto económico de las políticas de Cambiemos y de los poderosos, que han inclinado bestialmente a su favor la distribución de la riqueza que producimos todos, no puede haber promesas atrayentes”.

Prosigue diciendo el ex legislador “nuestra ciudad vive permanentemente en conflicto. El conflicto es un elemento constitutivo de las relaciones sociales nuestras, por ello, se convierte en una cuestión fundamentalmente de la acción política.

La idea que me guía como precandidato a intendente está en visibilizar esta tremenda brecha social que se ensancha día a día entre esas dos Concordia (el de las luces y el río y la Concordia donde el derecho y la necesidad producen desencuentros).

Por más que el marketing intente ocultarla, la realidad es la que es y no cambiará solo porque lo quieran ocultar.

El fundamento de esto, es que tomemos las decisiones económicas, políticas y sociales entre todos.

Para nosotros la política debe ser nudos de relaciones sociales y nuestras decisiones y actos estarán reflejado en la orientación de los gastos e inversiones en el presupuesto anual, que para este año es de 2.500 millones de pesos”.

Termina diciendo: “Nosotros no la vamos a reducir, la situación imperante a la imposición de conceptos o etiquetas, porque la gente está cansada de las palabras y los conceptos que nada tienen que ver con las cosas y situaciones que ellos viven.

La intención es el compromiso de no discutir sobre verdades absolutas o sobre principios intangibles sino insistir en la búsqueda con el vecino, de acuerdos sobre el sentido común de la política”.


Contenido Relacionado