Espectáculos

5 de Marzo de 2019 - Nota vista 6982 veces

Polémica por comparsa que representó al “diablo” venciendo a Jesús en el Carnaval de Brasil

El desfile de la Escuela de Samba Gaviões de Fiel este año cerró la segunda noche del Carnaval de São Paulo en medio de polémicas.

Reeditando el samba-enredo de 1994, "La Saliva del Santo y el Veneno de la Serpiente", la escuela de samba Gaviões de Fiel,  llevó varias representaciones religiosas por la avenida, aunque el objetivo sería contar una leyenda árabe sobre el surgimiento del café.

Elogiado por los comentaristas de la televisión y en las redes sociales, la performance también generó muchas críticas. En especial por la representación de la batalla del bien contra el mal, donde Satanás y sus demonios enfrentaban a Jesús y sus arcángeles. 

Aunque el tema fuera el café, la religiosidad dio el tono. En el tercer carro alegórico había una gigante escultura de Ojalá, con negros viejos y Exus en los laterales y un enorme San Jorge, patrono del club y de la escuela de samba en la cima. 

En otros carros alegóricos, figuras de Satanás, asociado a la serpiente, que habría engañado a San Antonio, según el tema propuesto para el samba-enredo.


Sin embargo, la representación de San Antonio con las características generalmente atribuidas a Cristo generó debate. En especial en el momento en que es aparentemente derrotado por el diablo.


Para los usuarios de las redes sociales quedó evidente que la representación era de Jesús, aunque la escuela alegaba que era de San Antonio, un monje cristiano que vivió en Egipto en el siglo III.

Primero porque luego de la comisión de frente había una alegoría del santo con una representación de un hombre calvo y con ropas largas, muy diferente del pasista que cargaba una corona de espinas en la cabeza y con apenas un tejido enrollado en la cadera.

Además, el momento en que cae, con los brazos extendidos en forma de cruz y el pasista que interpreta al Diablo coloca al tridente sobre el 'santo' remite a una postura victoriosa del mal, lo que incomodó a muchos cristianos.


Contenido Relacionado