Ecología

12 de Febrero de 2019 - Nota vista 1017 veces

Bombillas comestibles: la revolución ecológica que llegó a Magallanes, Chile

A propósito del fin de la entrega de bolsas plásticas, que comenzó a regir este 3 de febrero, y la ley que busca terminar con el uso de plástico en envases y embalajes, un producto traído de España está causando furor en la Región de Magallanes.

Se trata de Sorbos, marca de bombillas ecológicas que tiene como principal característica ser biodegradables y comestibles, con más de cinco sabores diferentes. Dura aproximadamente 30 minutos de forma rígida en el vaso y está hecha especialmente para bebidas frías.

“Lo mejor de esto es que no le cambia el sabor ni el color a la bebida. No se rompe, no se deshace, esta bombilla sólo va perdiendo rigidez en el vaso”, explicó a Cooperativa Karen Morales, joven venezolana que junto a su marido son los distribuidores oficiales del producto en la región.

La emprendedora agrega que “no queremos que esto sea moda, queremos que la gente tenga conciencia en el cuidado del medio ambiente. Magallanes siempre ha sido pionero en cuanto al tema del cuidado medioambiental, por eso encontramos que era una excelente idea dar a conocer un productos como éste”.

Los sabores disponibles son chocolate, fresa, jengibre, lima, limón, canela, manzana verde y uno neutro. Están hechos a base de azúcar, gelatina y un gel estabilizante que permite su rigidez, y están libres de glúten.

“Al contener azúcar cuentan con sello negro y han sido testeados por el Instituto de Salud Pública, de todas formas comerselas es opcional”, aseguró Morales.


Éxito en Magallanes

El emblemático Kiosco Roca fue uno de los primeros en sumarse a esta iniciativa, pero hasta la fecha son más de 10 locales magallánicos que ya utilizan este producto.

“Pese a que llegó a Santiago primero, acá como que pegó más fuerte. Incluso gente de allá me ha escrito que quiere comprarnos. Es un tema difícil cambiarle el chip a la gente con respecto a cuidar el planeta, pero al menos acá nos ha ido bien“, manifestó Morales.

Por ahora ya trabajan para comenzar a distribuir en Puerto Natales, donde esperan que más empresarios gastronómicos quieran dejar el uso de bombillas plásticas y optar por una opción más sustentable.


Contenido Relacionado