Salud

5 de Enero de 2019 - Nota vista 569 veces

Murió una mujer y son seis los fallecidos por hantavirus

Una mujer de 64 años falleció en el Hospital Zonal de Esquel a causa de esta enfermedad. Hay 16 casos confirmados y uno sospechoso.

Una mujer murió esta madrugada a causa de hantavirus en el Hospital Zonal de Esquel y se convirtió en la sexta víctima fatal del virus en Chubut, según confirmó el Ministerio de Salud de la provincia.

Celia Troncoso, de 64 años, enfermera jubilada y pobladora de Epuyén, una pequeña localidad de la comarca andina -donde se registraron todos los casos-, permanecía internada en la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital Zonal de Esquel y falleció a causa del virus que transmite el ratón “colilargo”.

Según datos aportados por el parte diario de contingencia hantavirus, a la fecha se registran un caso sospechoso, 16 confirmados y siete descartados.

Hay además una persona en observación y un menor en el Hospital Zonal de Bariloche, en Río Negro, y otro caso sospechoso en el Hospital de Cultral Có, en Neuquén.

Se trata de un brigadista empleado del Parque Nacional Los Alerces, clasificado como caso sospechoso, sin relación de contingencia con el brote de la localidad de Epuyén.

“La región es endémica, la presencia de este virus se trata de un brote y no de una epidemia” manifestaron referentes del área programática de Esquel en diálogo con Télam.

Por su parte, la directora de patologías prevalentes y epidemiologias de Chubut, Teresa Strella, aseguró que el brote de hantavirus “está delimitado a un grupo poblacional y no involucra a todos los habitantes de Epuyén”.

“La mujer de 64 años que falleció esta madrugada estaba dentro de los casos graves y en las últimas 72 horas permaneció en el área de terapia intensiva en una situación muy crítica”, explicaron las autoridades del área de salud.

Asimismo, solicitaron a la población y a los turistas que tomen las medidas necesarias para evitar el contagio, como mantener los alrededores de la vivienda y galpones ordenados y limpios, usar lavandina para desinfectar y ventilar al menos una hora los ambientes que permanecieron cerrados por tiempo prolongado.

También se recomienda realizar tareas rurales con ropa y calzado adecuados y protección respiratoria como barbijo o pañuelo.

En caso de acampar, se recomienda elegir un lugar libre de malezas y no dormir en contacto directo con la hierba; respetar las indicaciones de los guardaparques y guardafaunas, la cartelería y el personal de salud; recorrer senderos habilitados, con ropa y calzado adecuado, evitando lugares con malezas.

Contenido Relacionado