Agro

La columna Forestal del INTA Concordia - 21 de Diciembre de 2018 - Nota vista 993 veces

Manejo de rebrotes, en plantaciones de eucalipto, en Entre Ríos

Ing. Ftal María de los Ángeles García – INTA Concordia

En la provincia de Entre Ríos la capacidad de rebrotar de los eucaliptos se aprovecha por sucesivos ciclos, hasta que la disminución en la producción de madera por muerte de cepas y desperdicios por elevada altura de los cortes y defectos de forma hacen necesario reforestar.  

Además, los montes con dos o más ciclos de manejo de rebrotes presentan al momento de la replantación tocones grandes y gran volumen de residuos que dificultan o impiden laborear el suelo, lo que aumenta los costos de acondicionamiento, plantación y cuidados posteriores para asegurar la supervivencia de las plantas.

Por ello, si el objetivo es aprovechar los rebrotes, deben tenerse en cuenta estas consideraciones para definir hasta cuántos ciclos manejar las plantaciones con este sistema.

Después de la tala rasa, el manejo de los rebrotes puede hacerse cuando las varas dominantes tengan 3 a 5 metros de altura, tamaño que pueden alcanzar entre el año y año y medio de edad.

La cantidad de fustes a dejar por cepa dependerá del destino principal de la producción: si se desea obtener madera para aserrado se recomienda dejar SOLO UN FUSTE por cepa, para favorecer el crecimiento individual en diámetro y se obtenga la mayor cantidad de rollos aserrables.

Otra opción es dejar con el primer manejo 2 fustes por cepa, y ralear a la mitad del turno dejando 1 fuste por cepa.

Ese manejo podría generar un ingreso anticipado, que dependerá del volumen y el diámetro de los fustes extraídos, y cuyo destino puede ser pulpa, triturado o madera redonda (tijeras, varas, tutores, rodrigones); en muchos casos ese raleo no genera ingresos y la madera extraída se cambia por la labor realizada.

Partiendo de 1000 plantas por hectárea, y con el objetivo de lograr la mejor combinación entre el volumen y la cantidad de rollos aserrables a obtener de la corta final, una plantación de eucaliptos se puede ralear dejando 750-800 plantas por hectárea, para favorecer el crecimiento en diámetro de los árboles que quedan en pie hasta la tala rasa y asegurar un número de cepas vivas remanentes para el manejo de los rebrotes, considerando que entre 5% y 10% de las cepas no rebrotarán luego de la tala rasa.

Considerando un aprovechamiento integral de las plantaciones y que el precio de los rollos es mayor cuanto mayor es su diámetro en punta fina, resulta inconveniente dejar más de 1 a 2 fustes por cepa cuando se manejan rebrotes, ya que cuantos más fustes se dejen, menor será el diámetro de cada uno.www.inta.gob.ar/concordia


  • TEMAS DE LA NOTA:

Contenido Relacionado