Política

4 de Diciembre de 2018 - Nota vista 285 veces

El gobierno siempre apuntó al diálogo con todos los sectores

El gobierno de Entre Ríos envió una respuesta al Consejo Empresario de Entre Ríos aclarando temas puntuales del informe que difundió la entidad, destacando que la administración de Gustavo Bordet “siempre apuntó al diálogo con todos los sectores”.

En la carta, dirigida al presidente del Consejo Empresario, Juan Diego Etchevehere, el ministro de Economía y Finanzas, Hugo Ballay, señala que en virtud del informe elaborado por esa entidad publicado el 23 de noviembre, mediante el cual se analizan ciertos puntos del Proyecto de Presupuesto 2019, entiende oportuno manifestar algunas observaciones previas que le gustaría poner de relieve a todos los integrantes de ese Consejo.

En primer lugar, el ministro destaca que “el gobierno provincial de Gustavo Bordet siempre apuntó al diálogo con todos los sectores, procurando la colaboración permanente, y ejemplo de ello es la firma de convenios con esa Institución que están funcionando normalmente. Es por lo expresado que nos genera sorpresa tener que enterarnos de la publicación de dicho informe por los medios de prensa”.

En lo que refiere a cuestiones técnicas del informe, el ministro Ballay entiende oportuno hacer una serie de observaciones, en primer lugar, que la proyección al cierre: “Equivocadamente se realiza una proyección en forma lineal de los tres últimos meses del ejercicio, partiendo de dividir por 9 el total ejecutado en el período Enero/Septiembre 2018. Es decir, se hace una estimación sin considerar el alto efecto inflacionario, que hace que los recursos y en parte los gastos resulten en la última etapa del año notoriamente superiores a los observados en la primera parte del mismo. En este sentido, si analizamos el comportamiento de los recursos de coparticipación que ingresaron a las arcas provinciales, se observa que durante el mes de Octubre el ingreso real por este concepto resultó un 31% superior al registrado en el mes de Enero. A partir de esta proyección, cualquier relación o consideración que se efectúe respecto a la proyección de cierre del ejercicio 2018, es totalmente errónea y distorsiona notablemente la realidad, desconociendo el impacto que la alta inflación genera en la situación financiera”.

En segundo lugar, plantea el ministro, “en el informe se afirma que los ingresos y gastos totales varían en 2019 con respecto a 2018 en igual medida, pero la realidad indica que, mientras la variación de los Recursos registra un crecimiento interanual del 27%, por el lado de los Gastos dicha variación resulta del 24%”.

“En tercer lugar, se menciona que el incremento de los ingresos está impulsado por la obtención de mayores ingresos por parte del Gobierno Nacional, lo cual no es técnicamente correcto, ya que, si nos referimos a la Coparticipación Federal de Impuestos, estos no son recursos propios del gobierno federal, sino que son recursos provenientes de Impuestos Nacionales que recauda cada Provincia producto de lo que genera por su actividad Económica, y que son administrados y distribuidos por Nación, a través del sistema de coparticipación”, explica.

En cuarto lugar, señala Ballay que la mayor variación de los Recursos Coparticipables respecto de los Provinciales se explica básicamente por:

- Acuerdo Federal: A partir del fallo de la Corte Suprema, el Gobierno dispone la restitución del 15% de la masa coparticipable que era destinada al sistema de seguridad social nacional. Mientras en el ejercicio 2018 se incluía el equivalente al 9%, en el Presupuesto 2019 dicho adicional resulta del 12%.

- Consenso Fiscal de 2017: En este marco las provincias asumen el compromiso de rebajar las alícuotas de impuestos a los Ingresos Brutos para ciertas actividades, y la eliminación gradual de la Ley 4035.

- Presupuesto Nacional 2019: Incluye una reforma impositiva que implicará entre otros aspectos, un incremente en lo recaudado en concepto de Impuesto a los Bienes Personales.

En quinto lugar, dice el ministro, “es cierto que el gasto en personal representa el concepto más significativo del total de gastos, pero el mismo, para el ejercicio 2019 se incrementa en 2 p.p. por debajo del aumento de Gastos Corrientes Totales (Personal +18,5% / Gastos Corrientes +20,5%). Es dable señalar, en lo que refiere a la planta de personal ocupada, que la misma, considerando los últimos 2 ejercicios, muestra una reducción del orden del 0,7%, y ello sin generar despido de ningún empleado público”.

En sexto lugar, precisa que “el informe expresa que el superávit proyectado se basa en una elevada presión fiscal, en tanto que, y como ya se expresó, en lo que respecta a impuestos provinciales, la presión fiscal será menor, como consecuencia de aplicación del Consenso Fiscal de 2017. Medido en términos reales, la recaudación de impuestos provinciales caerá casi 5 p.p. respecto de 2018, producto de la disminución de alícuotas en Ingresos Brutos y la eliminación gradual de la Ley 4035”.

En séptimo lugar, explica que “la relación Ingresos Nacionales por habitante: la proyección muestra que Entre Ríos recibe $35,5 mil por habitante ($48.000 M s/ 1,3 M habitantes), Córdoba $30 mil ($108.000 M s/ 3,6 M habitantes) y Santa Fe $32,5 mil ($112.000 M s/ 3,45 M habitantes), mientras que el informe expresa equivocadamente: $ 40 mil, 26 mil y 27 mil respectivamente. Relación Ingresos Provinciales por habitante: Entre Ríos recauda $14 mil por habitante ($18.000 M s/1,3 M habitantes), Córdoba $18,6 mil ($ 67.000 M s/ 3,6 M habitantes) y Santa Fe $18 mil ($61.000 M s/ 3,45 M habitantes). No se condice con los datos del informe, que expresa que las tres provincias mantienen un promedio de $ 13 mil por habitante”.

Luego, en octavo lugar, Ballay dice que “en cuanto a las dudas respecto a que una parte importante de la deuda está nominada en dólares, fue justamente esta refinanciación producida en el año 2017 lo que nos ha permitido mejorar notablemente el perfil de la deuda consolidada, logrando un esquema de vencimientos que garantiza su cumplimiento a futuro, y cuyos compromisos anuales representan un estimado del 7% del total de Recursos Corrientes netos de Coparticipación a Municipios”.

“Es de mencionar que medida en Dólares, el Total de la Deuda muestra una notable disminución ya que incluyendo las autorizaciones de endeudamiento previstas en el Proyecto elevado la deuda total hacia el 2019 se ubicaría en el orden de los U$S 882 Mill., lo que muestra una fuerte disminución si la comparamos respecto de los ejercicios 2018 y 2017 que resultó del orden de los U$S 1.052 Mill. y U$S 1.493 Mill respectivamente”, observa el ministro.

Inmediatamente, en noveno lugar, precisa que “con respecto a la variación de Recursos Corrientes, en el informe se expresa un incremento del 32% con respecto al 2018, pero, en realidad, y conforme las reales proyecciones sería de un 26%, mientras que en lo referido a Ingresos Tributarios habla de una variación de los Nacionales del 40% y de los Provinciales de un 31%, resultando del 34% y 30% respectivamente”.

En décimo lugar, marca que “en cuanto a la sub-ejecución que se da tanto en Recursos de Capital como en la Inversión Pública, no es una cuestión solo del ejercicio 2018, sino que se da año a año, en virtud de convenios con Nación que finalmente no se concretan, que se dilatan en el tiempo, o que no se concretan totalmente”.

“Cabe destacar, que hacia el 2019 el financiamiento de la obra pública se ve altamente condicionado por la caída de las transferencias nacionales y por la eliminación de los recursos provenientes del Fondo de la Soja, lo que priva a la provincia del ingreso de $ 1.500 mill”, continúa.

Por último, asegura que “hay un error en el informe, cuando se menciona el financiamiento del déficit previsional provincial y las transferencias que realiza ANSES, señalando que por este concepto se estima para 2019 una transferencia de $11.908 Millones, monto que corresponde a Coparticipación a Municipios. Lo que realmente se estima como transferencia Nacional con destino al déficit del Sistema Previsional es $ 3.215 Mill”.

Por último, el ministro expresa una reflexión personal: “Cuando confundimos el rol de las instituciones y anteponemos cuestiones personales, ideológicas o de políticas partidarias, no es beneficioso para el funcionamiento de las mismas”.