• TEMAS DEL DÍA

Opinión

8 de Noviembre de 2018 - Nota vista 499 veces

«En toda cultura, robar es inaceptable, pues todas defienden el derecho a poseer bienes»

Saliendo al paso de un pecado que al mismo tiempo es un delito, el Papa Francisco ha comentado el miércoles el séptimo mandamiento, que señala inequívocamente «No robarás», pero corre el riesgo de ser erosionado por la corrupción y el clima de ilegalidad.

En su encuentro con millares de participantes en la audiencia general en la plaza de San Pedro, el Papa ha subrayado que «En toda cultura, robar es inaceptable, pues todas defienden el derecho a poseer bienes».

Al mismo tiempo ha recordado que «por voluntad divina, los frutos de la creación están destinados a todo el género humano. El destino universal de los bienes y su distribución justa es anterior al derecho a la propiedad privada, que debe estar en función de las necesidades primarias del hombre».

Francisco ha lamentado que «el mundo es rico en recursos para asegurar a todos los bienes primarios; pero sin embargo muchos viven en una indigencia escandalosa. ¡Si en la tierra hay hambre no es porque falten alimentos! Al contrario, por exigencias del mercado se llega a destruirlos».

Abordando un problema especialmente grave en países pobres, el Papa ha insistido en que «la propiedad, muy en especial cuando afecta los recursos naturales, debe estar siempre al servicio de las necesidades de los pueblos».

Según Francisco, «en sentido positivo, ‘no robarás’ significa que el Señor nos llama a ser administradores responsables de su Providencia, a aprender a multiplicar con creatividad los bienes que poseemos para usarlos con generosidad en favor de nuestro prójimo, y de este modo crecer en la caridad y en la libertad».

Pasando al plano espiritual, el Papa ha añadido: «Lo que de verdad poseo es lo que soy capaz de dar. De hecho, si no soy capaz de dar una cosa, es que esa cosa me posee a mí».

En ese cuadro, paradójicamente, «lo que nos hace ricos no son los bienes sino el amor». Por lo tanto, «el mandamiento de ‘no robar’ quiere decir: ‘ama con tus bienes, aprovecha esos medios para amar lo mejor que puedas’. Porque la vida no es tiempo para poseer sino para amar».- EFE