Agro

18 de Octubre de 2018 - Nota vista 1653 veces

Qué es el “arroz esnórquel” y por qué será preservado durante años

La conservación del mayor banco de genes de arroz será financiada a perpetuidad. Las semillas permitirán adaptar al cambio climático este cultivo del que dependen más de 3.000 millones de personas.

“Las semillas son milagros”

Marie Hague resumió así a BBC Mundo la importancia de preservar para la humanidad el mayor banco de genes de arroz del mundo, que contiene semillas de más de 100,000 variedades del cultivo.

Hague es directora de Crop Trust o Fundación de los Cultivos, la entidad internacional que con aportes de gobiernos financiará a perpetuidad el banco genético que se encuentra en el Instituto Internacional para Investigaciones sobre el Arroz (IRRI por sus siglas en inglés), con sede en Filipinas. El acuerdo de financiación a perpetuidad fue firmado este octubre, Día Mundial de la Alimentación, durante el quinto Congreso Internacional del Arroz en Singapur. ¿Por qué es crucial preservar todas las variedades conocidas de arroz? “Hablo de las semillas como verdaderos milagros porque todas tienen diferentes características aunque pertenezcan a la misma especie”, señaló Hague.

Especialmente los sectores de menos recursos en muchos países del mundo dependen particularmente del arroz para obtener suficientes calorías. “Queremos conservar todas las 136.000 variedades de arroz del IRRI. Una de ellas podría, por ejemplo, tener características que le permiten adaptarse a mayores temperaturas, otras podrían sobrevivir en condiciones de alta salinidad, o tener un sabor mejor, o requerir un tiempo menor de cocción”. Más de 3.000 millones de personas basan su alimentación a diario en el arroz, recordó Hague. “Estas semillas increíbles nos permitirán en el futuro adaptarnos a circunstancias cambiantes para asegurar la seguridad alimenticia de millones de personas”.

                                                                                                                                                                     Arroz esnórquel

La mayor frecuencia de eventos climáticos extremos vinculada al cambio climático ha mostrado por qué es urgente hallar variedades de arroz resistentes.

Un ejemplo de estas variedades es el llamado arroz “esnórquel“, desarrollado por un equipo de investigadores de la Universidad de Nagoya, en Japón, dirigido por Motoyuki Ashikari.

Las variedades de arroz resistentes a inundaciones son vitales especialmente en Asia, donde se planta la mayor parte del arroz del planeta y donde cerca de 20 millones de hectáreas de este cultivo son fácilmente inundables. Si bien los cultivos de arroz precisan agua, las variedades comunes mueren luego de estar sumergidas pocos días.

El arroz esnórquel es una variedad que cuenta con tallos que crecen rápidamente y se asemejan a un esnórquel. Son tubos huecos que crecen en una parte de la planta llamada entrenudo y que ayudan a evitar que ésta se ahogue.

A este nuevo arroz se lo puede exponer a niveles altos de agua.

                                                                                                                                                                     Un estudio publicado originalmente en la revista Nature en 2009 describió cómo los científicos japoneses descubrieron el gen del “esnórquel” en variedades más resistentes a sequías y las introdujeron en otras de más rendimiento.

Durante períodos de inundaciones, los tallos de esta variedad pueden crecer hasta 25 cm al día.

Por otra parte, el IRRI logró con cruzamientos un tipo de arroz llamado “scuba rice“, o arroz “buceador”. “Esta variedad es cada vez más importante porque puede sobrevivir inundaciones durante períodos mucho más largos”, afirmó Hague.

                                                                                                                                                                                      Cultivos de arroz

El arroz “buceador” o “scuba rice” sobrevive totalmente sumergido en caso de inundaciones durante dos semanas. Este tipo de arroz resistente a inundaciones sobrevive totalmente sumergido durante dos semanas, debido a que la planta entra en estado latente conservando energía y una vez que baja el nivel del agua se recupera.

Esta variedad ya está siendo usada por millones de agricultores en India, Bangladesh, Filipinas, Indonesia, Myanmar, Laos y Nepal. Y el IRRI trabaja en la transferencia de estos mismos genes a variedades populares en África.

Otra prioridad, especialmente para Asia, es el desarrollo de variedades resistentes a mayores condiciones de salinidad.

Se estima que para 2050 el consumo anual de arroz a nivel global crecerá de 420 a 525 millones de toneladas.

                                                                                                                                                                    “En Asia se cultiva arroz también a lo largo de la costa, donde los tifones llevan agua salada del océano hacia las plantaciones. Por ello es importante obtener variedades resistentes a la salinidad”, explicó Matthew Morell, director general del IRRI.

                                                                                                                                                                        “En las variedades preservadas están los genes que nos permitirán seguir plantando arroz a pesar del cambio climático.

Datos sobre el arroz (Fuente: IRRI) Es la base de la dieta diaria de la mitad de la población mundial, cerca de 3.500 millones de personas.

                                                                                                                                                                      Cerca del 90% del arroz del mundo es producido y consumido en seis países de Asia (China, India, Indonesia, Bangladesh, Vietnam y Japón) Aproximadamente 515 millones de personas pobres en Asia dependen particularmente del arroz para alimentarse. La demanda de arroz en África está creciendo a un ritmo del 7% anual.

Por: BBC Mundo


Contenido Relacionado