APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Opinión

9 de Junio de 2018 - Nota vista 1968 veces

Top Secret

# Desde que los billetes de dos pesos salieron de circulación no hay monedas en la ciudad, el problema lo tienen los comercios cuando deben entregar el cambio.

# Una conocida empresa citrícola de la ciudad entró en convocatoria de acreedores, en ediciones anteriores de esta columna lo veníamos anticipando cuando varios proveedores de la firma muy tradicional de la ciudad, se encontraban con cheques sin fondos.

# En el Centro de Comercio Industria y Servicios de la ciudad crece la preocupación por el cierre de comercios en el centro. Afirman que por cada negocio que cierra abre una financiera, los préstamos personales parecerían ser la ventaja del momento para los que tienen capital.

# Piden que el municipio tenga como proveedores de indumentaria a los talleres textiles de economía social, con esto se ahorrarían sobreprecios, favoritismos, sospechas y estarían dando empleo a miles de familias. Las denuncias se conocieron en medio de una puja con los sindicatos por paritarias, en las negociaciones los gremios siempre piden algo.

# Como en los años 2000, volvió el trueque a la ciudad y son varios los vecinos que se organizan en la crisis, intercambian bienes y servicios para hacerle frente a la inflación y al desempleo son postales de un pasado que creíamos desterrado. Hay tres grupos en la ciudad el de la zona sur, Parque Ferré y barrio Fátima.

# La SUBE ya está funcionando en la ciudad y quedan varias unidades sin los equipos, muchas personas están conformes con el sistema. Algunas empresas manifestaron que ellos necesitan dinero en efectivo todos los días para hacer frente a numerosos compromisos por eso no estarían de acuerdo con el sistema.

# Dicen que a partir del inicio del mundial y por un mes se les terminarían los problemas a los políticos, todo el mundo estará pendiente de la copa de Rusia 2018. La gente no se olvida que la inflación sube al igual que los impuestos, comer es cada día más caro y no se pueden pagar los servicios.

# Las familias hacen frente a la crisis con imaginación, ofrecen todo tipo de servicios y actividades variadas, desde la venta de comidas hasta indumentaria y calzados usados en nuestros clasificados digitales e impreso. Otros en cambio prefieren la elaboración de productos panificados que, si bien sufrieron aumentos por el precio de la harina, aprovechan la concurrencia a la costanera durante las tardes de domingo para vender sus producciones.


Contenido Relacionado