Cultura

20 de Febrero de 2018 - Nota vista 1077 veces

“Soy entrerriano”, de Linares Cardozo, podría ser declarado himno oficial de Entre Ríos

Ingresó días atrás a la Cámara de Diputados de Entre Ríos, un proyecto de Ley que busca instituir a esta obra del cancionero tradicional entrerriano como himno de la provincia.

La iniciativa legislativa le corresponde a la Diputada Gabriela Lena (Cambiemos), quien desde el año pasado viene trabajando en diferentes proyectos que tiene que ver con las tradiciones populares de nuestra provincia. En este caso se trata de la adopción, como himno, de la canción del recordado Rubén Manuel Martínez Solís, conocido como Linares Cardozo.

“Nuestra provincia posee una marcha, que se entona en los actos patrios y públicos, pero no cuenta con un himno oficial y es por esa razón que entendí que la canción de Linares Cardozo es apropiada ya que es un espejo de la entrerrianía y habla adecuadamente sobre nuestra identidad”, dijo Lena al referirse al proyecto de su autoría.

Si la Ley tiene aprobación en Diputados y prospera favorablemente en la Cámara de Senadores la canción “Soy entrerriano” se deberá entonar en todos los actos públicos oficiales y deberá ser materia de estudio obligatoria, dentro de la currícula de Educación Musical, en todas las escuelas de educación primaria y media de la Provincia de Entre Ríos, sean éstas públicas, privadas y/o públicas de gestión privada.

La canción

En los Fundamentos del proyecto de ley se expresa que la obra “Soy entrerriano” “tiene impregnada en sus estrofas los valores que encarna el Ser entrerriano: de carácter firme, de corazón abierto y sincero, de lenguaje sencillo y fantasioso, con el inquebrantable compromiso de la palabra empeñada y el lazo trenzado con el alma como símbolo de fraternidad entre tagües”. Además, según se manifiesta, la letra exalta nuestro glorioso pasado, la sangre gaucha e india que nuestros abuelos dejaron en las patriadas por creer con convicción en el valor de la libertad, representada en un ave como la calandria, que prefiere morir antes que vivir enjaulada y la ley ancestral de los minuanes que consagra la igualdad entre hermanos.

La obra recrea la inmortal épica del entrerriano que rinde su incondicional lealtad a la divisa del Supremo, a los símbolos de la República de Entre Ríos y la concepción de legar a las generaciones futuras argentinas una Nación organizada bajo la estrella y la insignia federal.