Interés General

3 de Enero de 2018 - Nota vista 208 veces

Vacaciones… ¿con mascotas?

Llegó la época del descanso, de relajarse y disfrutar. Pero si tenemos mascota en casa, hay que decidir qué vamos a hacer con ella en caso de que podamos salir a descansar. Como siempre decimos, la mascota es nuestro compañero toda la vida, y es nuestra responsabilidad, no podemos ni dejarla en casa sola ni abandonarla afuera hasta que regresemos.

Las opciones que disponemos son varias, depende de las posibilidades económicas de cada uno, de las preferencias, del tiempo que nos ausentemos y también del carácter de nuestra mascota, ya que algunas son más dependientes y otras más autónomas.

¿Qué opciones tenemos?

*Dejarla en la casa de un familiar o amigo: para poder hacer esto debemos considerar que la casa tenga las instalaciones necesarias para nuestro amigo, los gatos o los perros de razas chicas (más falderos), en general, no necesitan mucho lugar; pero los perros de gran tamaño, que seguramente quedarán afuera de la casa, tienen que tener un lugar con sombra donde puedan mantenerse frescos y también lugar para protegerse de las inclemencias del tiempo. También debemos considerar, si nuestro familiar o amigo tiene mascotas, y cómo es la relación con nuestro perro/gato.

*Dejarla en casa y que alguien se ocupe de ella: como todas, esta opción tiene opiniones a favor y opiniones en contra. Por un lado nuestra mascota (sobre todo en el caso de los felinos) no cambia de ambiente, algo que podría resultarle muy estresante; ya conoce donde está y tiene su lugar para descansar, comer y jugar. Por el otro lado, salvo que quien se ocupe de ella, se instale en mi casa, pasará mucho tiempo solo, puede aburrirse y comenzar a romper cosas.

*Pensionado de mascotas: como beneficio nuestra mascota no estará sola y tendrá muchos compañeros de juegos. Deberíamos poder ir y ver las instalaciones previamente para chequear que no haya posibilidad de escaparse o lastimarse tratando de hacerlo. Se puede, inclusive, llevar nuestra mascota a que conozca el lugar y verla interactuar con sus cuidadores. Es requisito casi indispensable para que nuestra mascota pueda quedar en pensionados, que se lleve bien con otros perros.

*Que viaje con nosotros: para esta opción también tenemos que tener en cuenta varias cosas. Es fundamental asegurarnos de que el lugar donde nos vamos a alojar, acepte mascotas (en general están limitadas por el tamaño).

Los requisitos generales varían según sea el viaje nacional o internacional y el medio de transporte. El SERVICIO NACIONAL DE SANIDAD y CALIDAD AGROALIMENTARIA (SENASA) es el Organismo responsable de fiscalizar y certificar los viajes internacionales de caninos y felinos. En cuanto al traslado de estos animales dentro del Territorio Nacional se describen recomendaciones que ha elaborado SENASA, pero no posee una reglamentación específica al respecto.

Las exigencias del SENASA para autorizar el envío de perros y/o gatos hacia cualquier país del mundo son aquellas establecidas por las Autoridades Veterinarias Oficiales de los países de destino. Podés encontrar todos los detalles en la página http://www.senasa.gob.ar/informacion/viajar-con-perros-yo-gatos.

Viaje en avión

"Los requisitos e indicaciones varían según la aerolínea. Algunas dan la opción de viajar en cabina y otras directamente en bodega. Es muy importante que te informes al respecto con tiempo, sobre todo si hay requisitos que puedan limitar tu viaje. En general, necesitarás el certificado de un médico veterinario con una vigencia de máximo 10 días antes del vuelo, que acredite que su estado de salud es apto para realizar el viaje”.

"Tiene que permanecer en su contenedor durante todo el vuelo y la jaula debe tener ventilación adecuada, base impermeable y cuente con un cierre. Debe caber con comodidad y poder moverse sin problemas”.

"La aceptación de tu mascota está sujeta a restricciones de sanidad y documentación establecida por la autoridad sanitaria de cada país”.

Viaje en auto

"Tu mascota no puede ir suelta, deberás conseguir el accesorio para poder asegurar su pretal al cinturón de seguridad o bien, una transportadora”.

"Se debe llevar el certificado de vacunación antirrábica del animal AL DIA (tiene validez de un año) y si pasas la frontera, el certificado internacional que emite el SENASA según los requisitos del país de destino.

Como ejemplo de requisitos mas específicos, hay algunos países que no permiten el ingreso a su territorio de ejemplares de determinadas razas (consideradas potencialmente peligrosas) ni cruza con las mismas. Para otro países es necesario colocar el chip al animal o realizar determinadas pruebas serológicas (leishmaniasis para Uruguay).

Respecto a qué es lo más conveniente para tu mascota, si es necesario sedarla o no, es tu veterinario de cabecera con quien debes hablar. Debemos procurar evitar el estrés y que lo que decidamos para nuestra mascota no se convierta en una mala experiencia.

Por Josefina Ben; Medica Veterinaria