APPS de El Heraldo

Servicios

Actualidad

Secciones

Liga Sudamericana

17 de Octubre de 2017 - Nota vista 350 veces

Estudiantes cayó por un doble ante Guaros Lara 75/73

El Verde de Concordia hizo un partidazo, donde llegó a estar -16 para empatarlo y caer en la última bola. Dignísimo estreno internacional. Mendoza fue figura.

 Estudiantes de Concordia tuvo su esperado y tan merecido debut internacional, y aunque el saldo fue con derrota la realidad es que el gran estreno que ha tenido el elenco entrerriano ha cumplido con sus expectativas con creces. La tenía difícil porque delante estaba el poderoso Guaros, el gigante sudamericano que hoy es comandado por el argentino Fernando Duró, pero el Verde hizo un despliegue tremendo, se puso a la altura de una potencia y de la jerarquía de sus figuras y lo puso contra las cuerdas. Fue derrota por 75-73 en la última bola, pero el Verde de Lucas Victoriano se va con la frente en alto y mañana tendrá revancha en la segunda jornada ante el local Universo de Brasil. Este martes, Rigoberto Mendoza fue la figura entrerriana con 22 puntos y un gran repertorio ofensivo en sus manos.

  Guaros mostró credenciales en el arranque del partido. Apoyado en su experiencia y sobre la calidad individual de su equipo, donde José Vargas arrancó con una mano imparable (3/4 en triples), los venezolanos imprimieron una carrera de 11 a 0 para dispararse a su primera gran ventaja de la tarde: 17-5. Ese despegue sirvió para que los de Duró se mantengan en la delantera, con Echenique y Guillent teniendo también un buen arranque de partido pero ante un Estudiantes que, cuando podía haber llegado a pincharse, recuperó con un par de defensas en el cierre del parcial y redujo levemente la diferencia: 24-13 para el equipo venezolano, apoyado en su jerarquía.

  Estudiantes comenzó a dar pequeñas muestras de reacción en el segundo cuarto. La defensa tuvo una mejoría, en un sector donde Orresta hizo un trabajo muy sólido y donde también se destacó la presencia de Bolívar. Adelante la mano de Rigoberto Mendoza le dio muchas soluciones al elenco entrerriano, sin olvidar algunas llegadas de Buljan. El Verde creció, y aunque no pudo descontar demasiado la diferencia (43-36 al descanso largo) lo importante es que hubo un crecimiento.

 Como si fuese un laburo de hormiga, los de Lucas Victoriano continuaron con su ascenso en el reinicio de las acciones, ahora mucho más derechos ya que tuvieron ráfagas muy importantes para ponerse a tiro de la remontada. Guaros logró escaparse a once nuevamente (53-42), pero entre Mendoza, Domínguez y Doblas el Verde se puso abajo por la mínima en dos minutos (53-52). Esas carreras de Estudiantes hacían creer una levantada más que prometedora, quizá le faltó algo más de estabilidad y regularidad, pero no fue reproche para un equipo que siempre estuvo en crecimiento. Vargas una vez más destrabó cierta paridad, Guaros entró al último cuarto 60-55 arriba pero con un trámite totalmente distinto al del inicio del encuentro.

  La embestida de Estudiantes continuó en el último capítulo, aunque Guaros siempre encontró cómo sostenerse gracias a su calidad individual (Vargas, Duda Machado, Echenique, Guillent...). Toda esa fortaleza venezolana tambaleó cuando empezaron a llegar los esperados triples de Bolívar, que junto con la artillería de Mendoza terminaron siendo puntos clave para que Estudiantes arremeta una vez más. El Verde había llegado a estar -7, pero con su carácter logró empatar el partido en 64 e incluso pasar a ganarlo por 66-64 tras un doble de Orresta restando cuatro minutos.

 Arrancó otro partido entonces, Guaros empezó a mostrar muchas dudas y la gran efectividad que había gozado en el inicio de la tarde ya no estuvo tan fina, Estudiantes empujó y toreó, aunque Duda clavó dos dagas de tres para poner a los de Duró 73-70 arriba entrando al minuto final.

  Estudiantes no bajó los brazos porque el vuelco estaba a tiro y sabía que había llegado mejor perfilado al cierre, encendió la ilusión con un triplazo de Bolívar que igualó el partido con 22s por jugar pero llegó tarde a la última ofensiva de Guaros, que exprimió los últimos segundos y lo sentenció con un doble de Guillent para el 75-73 final.

Básquet Plus.