Locales

Centro Cívico - 12 de Noviembre de 2016
- Nota vista 891 veces

Presentaron Informe de Responsabilidad Empresarial en Delitos de Lesa Humanidad

Se realizó en el Centro Cívico de Concordia, la presentación del libro sobre Responsabilidad Empresarial en los Delitos de Lesa Humanidad, durante la dictadura militar en la Argentina y la represión a los trabajadores en dichas empresas.
La charla y presentación estuvo a cargo de María Laura Fabrizio, Andrea Copani y Alejandro Jasinski, quienes hablaron sobre el informe de responsabilidad empresarial en delitos de lesa humanidad. Estuvieron acompañados por el abogado de CELS, Sebastián Blanchard y la integrante de la Asociación de Detenidos y desaparecidos de Concordia, María Estela Solaga.

La investigación se basa en la responsabilidad que asumió un sector del empresariado nacional y extranjero en las violaciones a los derechos humanos cometidas durante la última dictadura argentina. Se analiza el rol que tuvieron direcciones empresariales de 25 firmas de todo el país, en la comisión de delitos de lesa humanidad sufridos por trabajadores y trabajadoras y la relación establecida con las fuerzas armadas y de seguridad en la organización y ejecución de la represión.

El libro Responsabilidad Empresarial en Delitos de Lesa Humanidad: represión a trabajadores durante el terrorismo de Estado estudia la responsabilidad que asumió un sector del empresariado nacional y extranjero en las violaciones a los derechos humanos cometidas durante la última dictadura argentina.

Analiza el rol que tuvieron direcciones empresariales de 25 firmas de todo el país, en la comisión de delitos de lesa humanidad sufridos por trabajadores y trabajadoras, y la relación establecida con las fuerzas armadas y de seguridad en la organización y ejecución de la represión.

Un sector importante del empresariado argentino participó activamente en la comisión de delitos de lesa humanidad durante la última dictadura cívico militar, a partir de la conformación de una «alianza represiva» que excede largamente la «complicidad» o la «colaboración» con las fuerzas armadas y de seguridad.
«En el territorio de los establecimientos fabriles se combinaron con eficacia el accionar de las Fuerzas Armadas y el accionar empresarial para ejercer el poder represivo contra los trabajadores», sostiene el trabajo, realizado durante un año y medio, aproximadamente, por un colectivo de abogados, historiadores, sociólogos y antropólogos. El trabajo se basa en 22 informes sobre 25 de las principales empresas del país. Entre ellas las automovilísticas Ford, Fiat y Mercedes-Benz, la firma La Veloz del Norte, dedicada al transporte automotor de pasajeros, cargas y correo, los ingenios Ledesma, la textil Alpargatas, Molinos Río de la Plata, Swift, Loma Negra y el diario La Nueva Provincia.